sábado, 1 de junio de 2013

Por George Navas
Para: curso “Pensamiento Científico” en www.coursera.org

Sobre ¿Qué es la ciencia?
Nacer, crecer, reproducir y morir, más allá de esos términos vale la pena cuestionarnos sobre el hecho mismo, sobre la vida. A diario despertamos y tratamos de ser parte de la cotidianidad, la cual nos marca desde el inicio de las actividades hasta el final. Pero, cabe preguntarnos: ¿Qué pasaría si día con día tratamos de ser un poco más reflexivos sobre lo que realizamos? Quizá podamos desempeñar cualquier actividad de la mejor manera, incluso, aplicando parte de la ciencia podemos ver de mejor manera toda situación.

La ciencia se define de muchas maneras, entre ellas nos dice Gershenson que es la que “trata de entender el mundo y buscar “verdades””; entonces, como el mismo lo recalca, las utilidades de la scientĭa son muchísimas, mejor aún si la comprendemos y podemos aplicarla. Aunque vivamos dentro de una monótona rutina, siempre dentro de ella habrá cosas distintas, quizá en muchas de ellas pasamos desapercibidos, pero, de no ser así, podemos buscar la manera de comprenderlas y ver la ventaja o desventaja que tienen las mismas sobre nosotros. Por naturaleza como seres humanos tenemos la necesidad de comunicarnos, y, dentro de la actividad misma del comunicar le agregamos y quitamos datos o en varias veces información que resulta relevante para transmitir el mensaje. Si hablamos de verdad, cabe mencionar a la mentira, puesto que, a partir de conocer la verdad nosotros mismos podemos cuestionarnos sobre si en verdad en necesario darla a conocer como tal. Lo relativo se hace presente, pero es algo que no podemos hacer a un lado. Este hecho se debe a que cada quien puede conocer algo, pero, depende la manera de aprehenderlo, es decir, depende de la perspectiva que el sujeto tenga ante el objeto. “Uno y el otro son lo que son, en cuanto que son para el otro” de esa manera nos explica el papel de cada quien Hessen, en la teoría del conocimiento. Entonces, nosotros cumplimos la acción de la aprehensión, mientras que lo que aprehendamos deber ser aprehensible para nosotros mismos.

Eso no se discute, el hecho de que llueva mientras vamos tarde al trabajo o al estudio, más allá de una barrera, representa quizá un suceso que nos sirve para percibir la perfección y belleza de la naturaleza. Para poder percatarnos de aquello que ignoramos, para así lograr conocer lo que muchos conocen y explican desde su punto de vista. Un campesino, por ejemplo, no hablara en mal de la lluvia, debido a que es necesaria para que crezcan sus cultivos. Un niño que camine hacia su escuela puede utilizarla de excusa para no ir, y a la vez, para divertirse mientras juega bajo las gotas de agua en el patio de su hogar. Con esto podemos notar que a cada suceso se le saca provecho a conveniencia, recordando que, la verdad depende del contexto, lenguaje, sociedad, cultura y lógica. Ahora quizá ya veamos lo que nos pasa a diario de manera distinta.

 Sobre lo epistemológico y lo ontológico.

Toda persona que tenga una especie de interacción con nosotros puede que use lo que nos dice a su conveniencia o nos diga cosas que ni el comprende. Véase la labor de un docente en los centros educativos y los compañeros y jefes del trabajo que desempeñamos. Recordemos el hecho epistemológico y ontológico en la adquisición del conocimiento. Quizá nosotros justifiquemos nuestra llegada tarde, pero, dependerá de lo que vivimos. Ontológicamente las cosas son como son, sin necesidad de nuestra opinión y juicio, quizá esto nos respalde pero a la vez nos perjudique también.

El expresar un argumento requiere de nuestra posición en la idea misma, debido a que cada quien puede opinar sobre ello dependiendo de cómo lo perciba. Quizá siempre emitimos juicios desde el punto de vista epistemológico, olvidando así lo ontológico de lo mismo.

Si vamos a usar de la ciencia en nuestra vida, recordemos que la misma se basa en métodos que debemos de recordar. No solo basta con aplicar una manera de ciencia, sino, que debemos hacer lo posible para aplicarla como tal, para que así, los resultados se encuentren respaldados por los métodos mencionados anteriormente y ellos nos sirvan en un momento que necesitemos cuestionarnos sobre lo aprehendido.

2 comentarios:

  1. ¡Qué bonito argumento! Eres todo un filósofo. Felicitaciones.

    ResponderEliminar
  2. Tenemos q vivir la vida con ciencia y mayormente con conciencia!!!....para poder persivir todo lo q nos rodea y disfrutar sea cual sea la situación a la cual nos enfretemos en el diario vivir. Excelente reflexión! ;)

    ResponderEliminar

Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!